Crucero por el Saona

P1040746

El miércoles 19 de agosto de 2015, nuestro gusto por las visitas culturales nos llevó a decidirnos por un paseo por el Quai du Rhône en búsqueda del Vaporetto que nos conduciría hasta Confluence.

Tras haber subido a bordo en el pequeño barco y dejado el embarcadero, comenzamos nuestra aventura. Mientras el barco se deslizaba apaciblemente sobre el río, miramos con ojos maravillados las vistas que el barco nos ofrecía de ambos lados. La ribera de la izquierda exhibía delante de nuestros ojos sus bellas fachadas de piedra, mientras que la de la derecha nos deslumbraba con su arquitectura renacentista del Vieux Lyon. Este crucero nos permitió observar Lyon con otros ojos, de contemplar los rayos de sol brillar entre las copas de los árboles, de ver la superficie del agua ondularse tras nuestro paso.

Finalmente Confluence, cuyas techumbres nos recuerda a los velos por su forma, hizo su aparición. Cuando el Vaporetto entró en el puerto, nuestro circuito finalizó. Sin embargo, fue una excelente ocasión para descubrir la confluencia, lugar donde Ródano y Saona se cruzan.

 

Inflexyon, 31 de agosto 2015

Autor/a: Andrea Graso

Traducción: Alina Mandiuc

© Inflexyon 2019